El futuro frente al coronavirus es incierto en muchos aspectos, pero para el Seguro se hace imperioso conocer sus implicaciones, riesgos y medir sus posibles resultados y soluciones. Para este motivo Celent ha editado un nuevo reporte: “COVID-19-Tres escenarios para aseguradoras” elaborado por Karlyn Carnahan, analista senior de la práctica de seguros.

Muchos países están tomando medidas para evitar la transmisión del Covid-19, incluidas las órdenes de confinamiento en el hogar y el distanciamiento social. Muchas empresas están pidiendo a los empleados que trabajen desde su casa. Por ejemplo, en los Estados Unidos más de 70 millones de personas que se quedaran en casa (hasta el 23 de marzo de 2020), excepto para fines esenciales, como obtener atención médica, comprar alimentos o ir a las farmacias Esto ha provocado el cierre de muchas pequeñas empresas y un aumento del desempleo.

Como una nueva enfermedad sin vacuna, es imposible decir cuál será el impacto del nuevo coronavirus. Todavía no sabemos la tasa a la que se propaga, la tasa de mortalidad o cuándo estará disponible una vacuna. Sin embargo, sabemos que la tasa a la que se propaga es alta y que bajo ciertas condiciones, como las observadas en Italia, la tasa de mortalidad también es alta. Entre el creciente número de casos a nivel mundial, el cierre de pequeñas empresas y el aumento del desempleo, el impacto en la industria de seguros podría ser significativo. ¿Cómo están respondiendo las aseguradoras hoy? ¿Y qué deberían tener en cuenta para el futuro cuando nadie sabe lo que este nos depara?

“Hemos presentado tres escenarios posibles de cómo COVID-19 puede afectar la industria de seguros. Ningún escenario es indiferente al negocio y ciertamente hay implicancias financieras que deben ser reconocidas y anticipadas. Esperamos que la presentación de estos escenarios impulse la planificación de las aseguradoras respecto del futuro próximo», concluye Karlyn Carnahan.

 3 escenarios y sus implicaciones para la industria:

  • Escenario 1: Choque de tren
    • El virus finaliza rápidamente. En uno o dos meses todo vuelve a la normalidad
  • Escenario 2: Choque de tren en llamas
    • El virus permanece durante gran parte de 2020. Continua en los próximo 3 a 9 meses de 2020.
  • Escenario 3: Choque de tren en llamas con nube tóxica
    • El virus continua durante 2021 hasta que se encuentra una vacuna y es aplicada a los humanos.

Escenario 1:

  • El virus termina rápidamente, dentro de 1-2 meses, todo vuelve a la normalidad.
  • Las actividades de distanciamiento social funcionan para frenar el virus.
  • Se desarrollan protocolos médicos.
  • Las inmunidades comienzan a acumularse.
  • Miles de personas han muerto, principalmente ancianos y salud comprometida.
  • Muchas pequeñas empresas cierran.
  • El desempleo se dispara.
  • Las pequeñas empresas comienzan a fallar con o sin un paquete de estímulo para pequeñas empresas.
  • La economía recibe un golpe inicial pero se recupera.
  • La vida en gran medida vuelve a la normalidad a fines del verano boreal de 2020.

 

Resultados esperables a largo plazo
Las aseguradoras toman medidas a largo plazo que incluye:

  • Concentrarse en un plan de contingencia aún más: esta es una buena llamada de atención. El enfoque se centrará en la capacidad de recuperación operativa (que podría acelerar el declive de los grandes centros de llamadas de un solo sitio).
  • Ampliar el uso de trabajadores remotos ahora que han descubierto que funciona.
  • Aumentar la prioridad en las capacidades de autoservicio no para el crecimiento o la experiencia del cliente, sino para la mitigación del riesgo operativo
  • Moverse a la nube más rápido de lo previsto inicialmente.
  • Utilizar las herramientas de colaboración de manera más exhaustiva: reemplazar las reuniones en persona con pizarras virtuales, etc.
  • Subcontratar ciertas capacidades, como impresión y correo, facturación y pagos.
  • Desarrollar nuevos productos para proporcionar cobertura para futuras pandemias potenciales.
  • Ajustar el lenguaje de la poliza para tratar de especificar aún más claramente la cobertura excluida.
  • Mayor intervención reguladora, con reguladores estatales y federales que dictan qué está cubierto y cuánto cuesta, y un papel más importante para la financiación del gobierno.

Escenario 2:

  • El virus continúa durante los próximos tres a ocho meses, hasta 2020.
  • Las actividades de distanciamiento social no se siguen en todas partes y no ralentizan el virus.
  • Llega una segunda ola.
  • Las infecciones aumentan en una trayectoria similar a la de Italia.
  • Los protocolos médicos no funcionan como se esperaba.
  • Los hospitales están abrumados y carecen de equipo.
  • Millones mueren.
  • El desempleo se dispara.
  • La economía se derrumba. Los ingresos por inversiones disminuyen.
  • El crimen aumenta.
  • Las empresas medianas y grandes comienzan a fracasar o disminuir y la industria de seguros en general se reduce.
  • Las empresas comienzan a ver un impacto en la productividad a medida que los empleados experimentan los efectos psicológicos negativos de las presiones financieras, el aislamiento social y los amigos y familiares que se enferman o pierden empleos.

Para todas las aseguradoras:

  • Las aseguradoras están tan afectadas por la creciente tasa de mortalidad como otras industrias.
  • La industria se hunde: se eliminan los gastos discrecionales.
  • La mayoría de los proyectos se detuvieron aparte de los que pueden resultar en gastos más bajos, por ejemplo moviéndose a la nube, automatizándose para reducir la plantilla.
  • Las aseguradoras subcontratan más actividades no estratégicas, y especialmente aquellas que utilizan personas como la facturación y los pagos impresos / por correo.
  • Las aseguradoras invierten agresivamente en herramientas de fraude preocupadas de que quienes no tienen trabajo realicen actividades fraudulentas para generar ingresos.
  • Las aseguradoras comienzan a invertir más en ventas directas de seguros a medida que el aislamiento social se fortalece y las pequeñas agencias de seguros se hunden. El objetivo es el acceso fácil para los clientes, así como la reducción de costos.
  • Uso creciente de datos en tiempo real para estar al tanto de las condiciones que cambian rápidamente en un asegurado.
  • Las aseguradoras encuentran nuevas formas de suscribir / ajustar reclamos que no requieren inspecciones físicas para proteger a sus propios empleados. Mayor inversión en autoinspección y software de video remoto para inspección y servicio de reclamos.
  • Mayor uso de IA para ajustar y juzgar reclamos.

Escenario 3:

  • El virus continúa en 2021
  • Una vacuna no está disponible en el tiempo esperado.
  • Existe una extensión de las medidas draconianas sobre el movimiento hasta 2021.
  • Los hospitales están abrumados y carecen de equipo.
  • El impacto de la mortalidad está cerca de la escala de la gripe española.
  • La economía se derrumba.
  • Las empresas fracasan.
  • Se produce un evento catastrófico secundario, por ejemplo. Terremoto de California sobre 6.0; huracán de categoría 5; sequías en países productores de cultivos; guerra mayor …

«No podemos predecir QUÉ escenario pasará. Pero se debe considerar cada uno y usar su juicio para determinar la plausibilidad y la probabilidad, y tomar medidas» (celent)

Cosas que influirán en la probabilidad de cada escenario:

  • Efectividad del distanciamiento social.
  • Disponibilidad de una vacuna.
  • Protocolos de tratamiento médico.
  • Disponibilidad de equipos.
  • Nivel de intervención del gobierno.
  • Nivel de responsabilidad social de las personas.
  • La elección presidencial y la potencial volatilidad política resultante.
  • Cosas que influyen en el impacto en la industria de seguros:
  • Nivel de intervención del gobierno, como órdenes de refugio en el lugar.
  • Hallazgo retroactivo de cobertura.
  • Diferencias cada vez mayores en los entornos regulatorios entre estados.

Consejos y recomendaciones

  • Promulgue su plan de contingencia.
  • Implemente el trabajo obligatorio desde casa siempre que sea posible.
  • Observe las actividades no estratégicas de subcontratación como infraestructura, impresión / correo, facturación y pagos.
  • Reduzca los gastos: enfóquese en aquellas actividades que fortalecen las relaciones con los clientes, reducen los gastos y protegen a los empleados.
  • Automatice y digitalice todo lo que pueda para contener los costos. Si ocurre el escenario 2, su base de empleados puede verse afectada.
  • Actualiza tus planes de sucesión.
  • Acelerar un movimiento a la nube.
  • Acelere el uso de la suscripción de datos.