El crecimiento en el mercado de reaseguros de Vida de Estados Unidos es un reto, debido al aumento limitado de suscriptores directos, pero nuevas oportunidades están tomando forma en los mercados emergentes, particularmente en la región de Asia y el Pacífico, así como en las áreas de rentas, según desvela un nuevo informe especial de A.M. Best.

Cinco grupos, que representan la gran mayoría de los negocios asumidos, dominan el mercado estadounidense de reaseguros de Vida, lo que contrasta fuertemente con el mercado primario de Vida. “Estos actores de primer nivel tienen fuertes posiciones de capital y ganancias que reflejan una experiencia disciplinada en precios y mortalidad, así como una cartera estable de negocios recurrentes”, indica la agencia.

La actividad de reaseguro de Vida en Estados Unidos representa una parte significativa de las primas de reaseguro a nivel global de las empresas con sede en Europa. “En última instancia, Estados Unidos sigue siendo un mercado clave para los reaseguradores de Vida globales, ya que constituye el mayor mercado primario de seguros de Vida”, se destaca.

Por otro lado, el informe señala que los mercados de Asia y el Pacífico sigue creciendo más rápidamente que los países desarrollados, “lo que ofrece oportunidades para que los reaseguradores de Vida asuman más negocios”. En particular se destaca el potencial de China. “Es actualmente el segundo mayor mercado de Vida grande del mundo”.

Además, de los citados negocios de rentas, las reaseguradores de Vida también han podido aprovecharse de que cada vez más empresas externalizan grandes obligaciones de pensiones, especialmente fuera de Estados Unidos. “Los negocios de pensiones y otras líneas sensibles a los intereses se están beneficiando de un entorno económico favorable con tasas de interés generalmente crecientes y un entorno crediticio benigno”, concluye el informe.