El sector asegurador se compromete con el cliente online

Este año la plataforma Consumer.gov.br cumple 6 años de existencia. Haciendo balance desde el sector asegurador brasileño se revela que se han adherido 62 empresas. Esto representa el 83% de los ingresos totales de los miembros de la CNseg.

La plataforma representa un «servicio gratuito, sencillo, rápido, transparente y legítimo del poder público, donde el consumidor puede resolver sus conflictos y dudas sin salir de su casa«, explica la directora de Relaciones con el Consumidor y Comunicación de la CNseg, Solange Beatriz Palheiro Mendes.

La representación de la industria de los seguros en la plataforma es muy significativa, afirma la directiva: “El sector ha comprometido desde su lanzamiento en 2014. La interacción con el SENACON siempre ha sido una constante en la relación de la CNseg con el Gobierno”.

Desde entonces ha habido más de 2 millones de demandas y 500 empresas registradas. Entre ellos, 62 operan en Seguros Generales, Pensiones y Vida Privada, Salud Suplementaria y Capitalización. “En un mundo en el que los consumidores son cada vez más exigentes y las relaciones más complejas, simplificar la interacción entre consumidores y proveedores es la forma más eficaz de resolver los conflictos. La plataforma es una herramienta importante tanto para los consumidores como para las empresas”, detalla la directiva.

Entre la ventajas del portal destaca que permite resolver una demanda en un plazo de 10 días, lo que, en comparación con otras formas, como el Poder Judicial, es una inmensa ventaja, explica la directiva. “Por no hablar de la reducción de los costes para la sociedad, ya que el coste del proceso para las arcas públicas es muchas veces mayor que el valor del propio derecho reclamado por el consumidor”.

“Resolver la demanda de los consumidores siempre una oportunidad»

Para las empresas esta plataforma se “crea otro canal en el que el consumidor puede ponerse en contacto, cuestionar una decisión o incluso demostrar su insatisfacción».

Todo esto poque «ser capaz de resolver la demanda de los consumidores directamente es siempre una oportunidad que debe ser celebrada. Esto genera la posibilidad de que la empresa lleve la comprensión de su producto al consumidor, ya sea una respuesta positiva o negativa. Es una oportunidad para recuperar al cliente insatisfecho. Además, por supuesto, este tratamiento aumenta la posibilidad de que la denuncia no llegue a una instancia sancionadora».