A medida que aumentan las aplicaciones que se apoyan en el uso de datos y la tecnología en el sector empresarial, las organizaciones se vuelven más vulnerables a toda clase de ciberataques.

Según las previsiones elaboradas por Finaria.it, se espera que el mercado global de seguros cibernéticos crezca un 21% anual y alcance un valor de 9.500 millones de dólares el año que viene.

“Estos productos de seguros ayudan a las empresas y organizaciones a protegerse contra los efectos potencialmente devastadores de ransomware, malware, ataques simultáneos de denegación de servicio (DDoS) o cualquier otro ciberataque utilizado para comprometer una red y datos confidenciales”, recuerdan la firma de análisis financiero.

Otro dato que apoya la tendencia al alza de este tipo de pólizas proviene del ‘Informe Hiscox Cyber Readiness 2019’ que muestra cómo el 41% de las empresas de Europa y Estados Unidos ya cuentan con ciberseguros, mientras que otro 30% planeaba incorporarlo en 2020.

“El creciente número de empresas que toma medidas de precaución contra los ciberataques ha llevado a un impresionante crecimiento de todo el sector. En 2020, se espera que el mercado mundial de seguros cibernéticos alcance un valor de 7.800 millones de dólares, según el informe MarketsandMarkets”, explican desde Finaria.it. Durante los próximos tres años, se pronostica que esta cifra aumentará un 78%, hasta los 13.900 millones y en 2025 este mercado alcanzará un valor de 20.400 millones de dólares.

La sanidad genera el 25% de las reclamaciones…

En cuanto al origen de la siniestralidad, un informe elaborado por Willis Towers Watson revela que casi una cuarta parte de todas las reclamaciones de ciberseguros entre 2013 y 2019 tuvieron su origen en el sector de la salud. El mercado de TI y telecomunicaciones ocupó el segundo lugar con más del 10% de todas las reclamaciones en el mismo período. Los sectores de seguros, minorista y mayorista y manufacturero completaron los cinco primeros puestos, con una participación del 9,9%, 9,2% y 7,1%, respectivamente.

Las estadísticas también muestran que casi el 75% de las reclamaciones de ciberseguros en este período activaron una cláusula de seguro relacionada con la respuesta a incidentes de incumplimiento y gestión de crisis. Las violaciones de datos representaron la segunda cobertura más utilizada, seguida de la extorsión cibernética.

De las industrias más afectadas por las pérdidas de los seguros cibernéticos, la proporción de eventos de pérdidas causados por violaciones de datos fue más alta en el sector de los seguros, con un 39%; la industria minorista y mayorista sufrió el 30% de dichas pérdidas entre 2013 y 2019; la industria de TI y telecomunicaciones, el sector manufacturero y el mercado de la salud le siguieron con una cuota del 24%, 22% y 18%, respectivamente.

… y los siniestros más costosos

Por otro lado, el informe sobre el coste de una violación de datos del Ponemon Institute correspondiente a este año indica que la industria de la salud encabeza la lista de las violaciones de datos más caras con un coste promedio por incidente de 7,13 millones de dólares, un 84% más que el promedio mundial. Este sector también obtuvo el tiempo promedio más alto hasta identificar una violación, en concreto 329 días.

La industria energética ocupó el segundo lugar de los 17 sectores analizados, con un coste promedio de 6,39 millones de dólares y 254 días para detectar una intrusión. Le siguen los servicios financieros, la industria farmacéutica y el sector tecnológico, con 5,85 millones, 5,06 millones y 5,04 millones, respectivamente.

De entre los mercados investigados, Estados Unidos lidera las estadísticas a este respecto con un coste promedio de violación de datos de 8,64 millones de dólares, un aumento del 5,5% interanual, mientras que Alemania es el primer afectado entre los países europeos con 4,45 millones en 2020 y una caída del 7% interanual, mientras que las empresas generalmente necesitan 160 días para identificar una violación de datos.