La Global Federation of Insurance Association (GFIA) ha publicado un conjunto de principios rectores sobre el futuro de la movilidad y el seguro de Autos. Con este documento pretende ayudar a orientar los debates políticos sobre las consecuencias de los vehículos autónomos.

Ese tipo de vehículos, deja claro la organización, “cambiarán la suscripción, la fijación de precios, las ventas, la distribución y la gestión de los siniestros”.

Los principios fijados establecen cuatro áreas en las que los aseguradores de todo el mundo esperan que haya cambios considerables en los próximos años. Estos son: seguridad de los vehículos; cobertura del seguro; datos del vehículo; y legislación sobre  la responsabilidad.

Seguridad de los vehículos

  • Las regulaciones de los vehículos deben incluir normas de seguridad para la interfaz entre la tecnología, que operará el vehículo en ciertos casos y el humano, que operará el vehículo en otros.
  • Los fabricantes de vehículos deberían publicar una definición detallada de las condiciones en las que la conducción automatizada es segura. El coche debe ser capaz de identificar cuando se cumplen todas las condiciones y permitir la conducción automatizada solo en esas condiciones.
  • Los sistemas de los vehículos deben diseñarse, desarrollarse y mantenerse durante la vida útil del coche para reducir al mínimo la vulnerabilidades y las consecuencias de un incidente cibernético.
  • Los sistemas automatizados de conducción y de emergencia para evitar colisiones deben ser diseñados para mantener la misma funcionalidad de rendimiento durante una vida de al menos 10 años.
  • Los fabricantes de vehículos y los proveedores de servicios de transporte o de uso compartido de vehículos autónomos deben divulgar las capacidades y límites del vehículo a los clientes. Debería garantizarse que los usuarios entiendan sus obligaciones antes de que sean capaces de usar el vehículo en modo automático.

La cobertura del seguro

  • Los reguladores de seguros deben fomentar el desarrollo de un mercado abierto y competitivo para la cobertura de nuevos riesgos asociados con la operación de un vehículo, como los incidentes cibernéticos.
  • Las aseguradoras de Autos deberían poder limitar la cobertura a un uso razonable y a un mantenimiento y actualización adecuados. La conducción automatizada  no debería estar disponible si no se instalan actualizaciones crítica del software de seguridad.

Datos del vehículo

  • Las terceras partes deben poder acceder a los datos de los vehículos a través de una plataforma abierta que no esté controlada por un modelo de una sola parte interesada. Los datos sobre los vehículos deben estar disponibles en condiciones justas, razonables y no discriminatorias que permiten una competencia entre todos los proveedores de servicios.
  • En caso de colisión con un vehículo automatizado, las aseguradoras deben tener acceso a suficientes datos para establecer si el sistema de conducción automatizado estaba en control antes del incidente. Todos sistemas de colisión y emergencia deberían desencadenar una transmisión de datos.

Responsabilidad

  • La legislación sobre la responsabilidad civil y deben reflejar las preferencias locales en cuanto a la cobertura de los seguros de automóviles.

Acceso a la Guía de la GFIA.