La “nueva realidad” del confinamiento social ha acelerado y apresurado tecnológicamente a todas las industrias. «En el caso del mercado de la protección ya se han implementado múltiples servicios a los usuarios, que incluye la transformación de pólizas personalizadas que ya se pueden acceder desde nuestro hogar», explica Bupa México.

Hace unas semanas la aseguradora anunció una inversión de 220 millones de pesos para ampliar la oferta de sus seguros, así como su infraestructura digital donde la telemedicina y la telepsicología son cada día más demandados por sus usuarios a raíz de la pandemia.

“Tenemos un plan a tres años con una inversión de 220 millones de pesos en 2020 para mejorar nuestros productos, lanzar nuevos, establecer una plataforma digital; la pandemia llegó para concientizar a las personas sobre la necesidad de cuidarse y prevenir”, señaló Luk Vanderstede, director general de la aseguradora.

En una entrevista con El Economista, el directivo indicó que incluso antes de la pandemia ya estaban trabajando en otras partes del mundo con la implementación de productos más cercanos a sus asegurados con el fin de romper con el modelo de negocio de los seguros de gastos médicos mayores tradicionales.

“En los últimos años hemos visto la demanda incrementarse en el mercado, para el cierre del 2019 ya llegamos a 60.000 vidas cubiertas, esto acompañado de una inversión importante que sobre todo en el 2021 se dejará ver”, señaló.

Revolución digital

El director general de Bupa México reveló que han lanzado al mercado dos nuevos productos con cobertura nacional, el primero, un seguro de gastos médicos: Bupa Nacional Plus ofrece servicios de consultas médicas en línea para dar mayor rapidez en la respuesta con telemedicina la cual ofrece acceso a consultas médicas y psicológicas 24/7 sin salir de casa, y en caso de maternidad acompañamiento personalizado durante el embarazo.

El otro producto, Esencial Libre Elección ofrece consultas médicas de atención primaria con especialistas (máximo ocho al año y con un reembolso de 900 pesos en cada una), teleconsulta médica y psicológica ilimitada, así como rehabilitación, fisioterapia, estudios de laboratorio, con un pago anual aproximado de 11,149 pesos anuales.

“El mercado asegurador está cambiando y ahí está la respuesta con nuestros nuevos productos, nos estamos adaptando a la nueva normalidad al dar a nuestros clientes un aseguramiento sin que tengan que salir de su casa y se sigan cuidando en el lugar donde se encuentren gracias a productos como la telemedicina”.

El directivo de Bupa comentó que como aseguradora también han hecho frente a las consecuencias de la pandemia donde hasta el momento 53 de sus clientes han dado positivo al Covid-19 y la mayoría se ha recuperado.  “Fuimos los primeros en activar la telemedicina para nuestros asegurados, ya desde abril contábamos con el servicio sin costo adicional y uso ilimitado”.