Allianz Care ha aumentado la demanda de servicios de seguros internacionales de salud desde el comienzo de la pandemia de la Covid-19. La compañía registra un crecimiento de la demanda de servicios de apoyo y asesoramiento, ya sea a través de PAE, la línea de asistencia 24 horas, los webinarios o la página web.

En concreto, la compañía logrado ventas sostenidas de pólizas particulares/familiares privadas de hasta el 235% en Alemania, el 100% en Singapur y el 65% en los EAU.

Demanda de servicios de salud digitales y de asesoramiento sobre salud y bienestar

  • Un aumento del 48% del tráfico web a AllianzCare.com en marzo, con un aumento posterior del 83% en abril, con sus visitantes dispuestos a mantenerse actualizados con la información más reciente sobre la pandemia.
  • 6.000 suscripciones en la plataforma BrightTALK que se ha usado para emitir webinarios sobre la COVID-19. Esto es en comparación con el promedio de 380 suscriptores antes de la pandemia. Casi 3.000 afiliados asegurados asistieron a un webinario con la Dra. Ulrike Sucher, directora médica de salud internacional de la empresa, en el que describió recomendaciones sobre los pasos que podrían dar para protegerse.
  • Un aumento significativo de la demanda del Programa de asistencia al empleado (PAE) de Allianz Care, con los usuarios buscando información adicional sobre asesoramiento financiero, así como servicios de asesoramiento y consejo sobre la gestión del estrés.
  • Un aumento del 257% de las llamadas realizadas a la línea de consejo médico las 24 horas. La línea de consejo médico está dotada de un equipo médico experimentado que puede hacer consultas en tiempo real, incluidos consejo médico general e información sobre el autocuidado. Para ofrecer más apoyo, se añadió al servicio un comprobador de síntomas digital de la COVID-19, que ya han usado más de 46.000 clientes hasta la fecha.
  • Aumento sostenido de las ventas de pólizas particulares en casi todos los mercados, principalmente del 235% en Alemania, el 100% en Singapur, el 65% en los EAU, el 62% en Italia, el 57% en Francia y el 48% en España.

Comprobador de síntomas digital

En cuanto al aumento de la demanda de servicios de apoyo y las medidas tomadas para abordarla, Paula Covey, jefa de marketing en salud internacional, reveló que: “La emergencia global experimentada como resultado de la pandemia de la COVID-19 no tiene precedentes con respecto a su impacto en las personas y los negocios. La gente está comprensiblemente preocupada, no sólo por su propia salud, sino también por la de sus familiares y seres queridos».

«Además de la incertidumbre general, -añade- también hay preocupación derivada del impacto emocional y financiero. No fue ninguna sorpresa que hubiera un aumento de la demanda de servicios de apoyo y asesoramiento, ya sea a través de nuestro PAE, la línea de asistencia 24 horas, los webinarios o la página web. Sin embargo, la magnitud de la demanda nos pilló un poco por sorpresa. Nos complacieron especialmente los altos niveles de participación y compromiso en los webinarios.

“La reacción a nuestro comprobador de síntomas digital de la COVID-19 también mostró cuántas personas desean abordar las preocupaciones desde la seguridad de sus hogares, mientras algunos hospitales y clínicas están saturados o tratan de mitigar esto».

La directiva recuerda que mientras tanto, la línea de consejo médico proporciona a los clientes acceso a más de 120 profesionales de la salud que pueden atenderles independientemente de su ubicación.

Cambio en las pólizas

Por otro lado, desde Allianz Care en respuesta a las situaciones de los clientes por razones ajenas a su voluntad, se han cambiado algunos de los términos de las pólizas.

«Queremos apoyar a las personas que están atrapadas fuera de su región de cobertura normal a causa de las restricciones globales para viajar. Así pues, nuestra cobertura de emergencias médicas fuera de la región de cobertura normal se ha ampliado temporalmente de 6 a 21 semanas«.

«Tenemos que estar ahí para nuestros clientes y, desde un punto de vista de continuidad del negocio, ya estamos preparados para que el personal trabaje desde casa. Así pues, ha sido una transición fluida y la actividad empresarial sigue como siempre», concluye Covey.